Poesía

Una plática con la lumbrera menor

Observé la luna y le quise contar,
Conversar con ella parece locura
Pero al menos se detiene a escuchar.

Le dije que estoy enamorado,
Qué tengo más de mil razones para permanecer a tu lado,
que soy el hombre más felíz y le dejé saber que no es relajo.

De veras sentí que me escuchaba;
Por lo tanto proseguí expresando mi sentir con palabras,
En tanto ella en silencio pero muy atenta esperaba.

Cuando le dije que soy tu esposo, tu amante y amigo,
Sentí que en mi alma se produjo un suspiro;
Comprendí que era mi corazón confirmando lo que digo.

El corazón siente, la mente comprende,
Pero lo que es verdad, es verdad siempre,
y es que el verdadero amor de una firme decisión depende.

No le dije mucho de nuestra intimidad,
Solo le susurré que en ella no existe frialdad;
Que los momentos que pasamos juntos no tienen igualdad.

Le dije que te iba a contar lo que hablé con ella.
Le dije que eres bella y para que me entendiera,
Le dije que tu aspecto y personalidad son similar al hermoso brillo de las estrellas.

Anuncios

4 comentarios en “Una plática con la lumbrera menor

Responder a Giovann Cancelar respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.